Ir al contenido principal

Bernal Díaz del Castillo. In memoriam 525 aniversario

El iniciador de las incertezas y de los mitos de las historias oficiales locales. Pero sin duda el pionero de la literatura guatemalteca en la nueva lengua, surgida en el choque de las culturas.
Bernal Díaz del Castillo. Nació el 21 de abril de 1492 en Medina del Campo, Valladolid, España. (Aunque dicha fecha de nacimiento es incierta, situándola algunos en 1498) participó como conquistador en la Conquista de México y Guatemala; fue gobernador de las provincias de Soconusco y Guatemala. Es autor de la “Historia verdadera de la conquista de la Nueva España”; Aunque actualmente esto se encuentra bajo discusión. Se dice que empezó la redacción más de 30 años después de los eventos y con más de 84 años de edad, motivado en dar respuesta a la publicación del capellán de Cortés, Francisco López de Gómara, que consideraba dicho relato impreciso, pero porque especialmente en este, no se reconocía los esfuerzos que llevaron los soldados comunes durante la invasión y posterior conquista. Falleció en Guatemala en 1584 o en 1585 (según). Sus restos se encuentran en la catedral de la Ciudad de Antigua Guatemala.
Sirvió bajo las órdenes de Hernán Cortez y de Pedro de Alvarado, siendo testigo presencial de la captura y posterior muerte de Moctezuma, y sobreviviente de la retirada de Tenochtitlán, en el incidente, popularmente conocido como «La Noche triste». Tambien participó en la conquista de Chiapas y Guatemala.
«...Cada día menguaban nuestras fuerzas y la de los mexicanos crecían, y veíamos muchos de los nuestros muertos y todos los demás heridos, y aunque peleábamos muy como varones no podíamos hacer retirar ni que se apartasen los muchos escuadrones que de día y de noche nos daban guerra, y la pólvora apocada, y la comida y el agua por consiguiente, (...) en fin, veíamos la muerte a los ojos, (...) y fue acordado por Cortés y por todos nuestros capitanes y soldados de que noche nos fuésemos, cuando viésemos que los escuadrones guerreros estuviesen más descuidados (...) Y estando en esta manera cargan tanta multitud de mexicanos a quitar la puente y a herir y a matar en los nuestros (...) y como la desdicha es mala en tales tiempos, ocurre un mal sobre otro; como llovía resbalaron dos caballos y caen en el agua (...) De esta manera que aquel paso y abertura se hinchó de caballos muertos y de indios e indias».

REBOTE CON EL CAPELLÁN´**
Tras una prolongada estancia en esa ciudad, viajó en 1539 a España para reclamar sus derechos por haber participado en la conquista de México, pero sólo obtuvo un remoto corregimiento. Insatisfecho, continuó buscando mejor recompensa por parte de la corona española, para lo que hizo varios viajes entre España y América, hasta que decidió establecerse definitivamente en Guatemala, disfrutando los derechos y prerrogativas atribuidos a los primeros conquistadores.
En ese retiro, llega a sus manos la Historia General de las Indias y conquista de México, escrita por el capellán de Cortés, Francisco López de Gómara, quien, sin haber estado en México, hace una descripción de la conquista focalizada en la figura de Cortés, al que idealiza y atribuye todo el mérito. Molesto por esta interpretación, Bernal Díaz del Castillo escribe Historia verdadera de la conquista de la Nueva España, donde hace un extenso relato épico en el que resalta el papel de los soldados españoles, a la vez que reconoce con respeto la defensa heroica de los indígenas.
Se trata de un relato voluminoso y sumamente ameno, que cuenta, desde la ponderación que concede la madurez, el esfuerzo colectivo que hizo posible la epopeya de Hernán Cortés. Su protagonista no es el héroe deslumbrante, sino todos cuantos participaron en aquella gesta. Además, transmite con realismo y pasión los episodios de la conquista, animados por los sentimientos de la tropa, sus miedos e incertidumbres. En su relato, Bernal distingue siempre lo vivido de lo que le contaron y nos muestra un friso humano irrepetible. Es la obra literaria más importante publicada sobre la conquista de América, pero también la más amena, natural, rica y entretenida. Díaz del Castillo murió en Guatemala en 1585, hace 430 años.
LA JOYA DE LA CONQUISTA
Recientemente, el historiador y antropólogo francés Christian Duverger, en su libro Crónica de la eternidad (2013), ha mantenido la tesis de que esta obra atribuida a Bernal fue escrita en realidad por el propio Hernán Cortés. Con ello, se desvanecería la imagen del cronista soldado, el testigo crítico con la actuación de la corona y con la versión oficial de la historia, el viejo cascarrabias obsesionado con el reconocimiento de su gloria. Tendríamos al gran reportero de la conquista americana, desplazado por el mismo conquistador. De este modo, el señor de la guerra satanizado por la historia se convertiría en un humanista sentimental.
Su crónica incorpora construcciones latinas y del náhuatl, que delatan a alguien como Cortés, fascinado con México hasta el mestizaje. Duverger sitúa su escritura en Valladolid, entre 1543 y 1546, cuando Cortés organiza en su casa una academia donde se dan cita los notables de la ciudad y decide escribir su conquista para el futuro, mientras la corona quiere borrar su memoria y quema en la plaza pública sus cartas al emperador. Entonces contrata por quinientos ducados a López de Gómara para que escriba su historia oficial y él se reserva la relación de sus memorias, inventando el personaje del soldado anónimo para manejarse con la libertad de un novelista. Cortés muere en 1547, la obra de Gómara es prohibida y su manuscrito permanece oculto durante un par de décadas. La resucita, en 1556, la sublevación de los hijos de Cortés en México, que se ponen al frente de los herederos de los conquistadores y contra las Leyes de Indias, que amenazan confiscar sus propiedades. La revuelta fracasa y los Cortés son enviados al exilio, pero antes hacen llegar el original a Bernal, que vive en Guatemala y es ya uno de los pocos supervivientes de la conquista. La mayoría de especialistas en la literatura de la conquista no concede mayor crédito a esta teoría
 Fuentes tomados de los sitios:
https://es.wikipedia.org/wiki/Bernal_D%C3%ADaz_del_Castillo
** http://www.diariodeleon.es/noticias/filandon/fundador-realismo-magico_991600.html 


Comentarios